Yo quiero ser como ellas

Letra joven

Por Sheila Matos Grillo

Uno de los mejores recuerdos que tengo de mi infancia, es de cuando mi mamá me puso la pañoleta azul; sí, porque después del ensayo clásico de varios días haciendo una M de niños que decían “moncadistas siempre listos” (luego de las palabras solemnes de una pionerita agraciada con el don de la oratoria), el muchacho que debía ponerme la pañoleta, el último día de ensayo me dijo:

-Yo no voy a venir mañana, pero no se lo digas a los maestros que sino me regañarán, díselo a tu mamá.

Yo, siendo fiel a estos primeros momentos de complicidad asociada a la fuga (la Universidad se convertiría en el escenario de perfeccionamiento de esta técnica… a mi mamá -pocas veces, pero lo confieso- le decía que estaba en la biblioteca y a los profes -bueno, muy poquitas veces, para ser sincera- les decía que estaba enferma)…

Ver la entrada original 497 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s